miércoles, 4 de junio de 2014

Por que aquel pájaro impotente me revuelve las entrañas cuando no debería ni de existir. Fue ese tiempo de fracaso donde las heridas no sanaran y solo un pequeño recuerdo habré un submundo inmerso en la infinidad de la tenebrosidad del momento inadecuado y tiempo desgarrado por tus lúgubres días bañados en sangre para este triste pájaro y de dulce sabor para ya otros pequeños. Puede ser que el arrepentimiento no exista pero tu tienes la culpa de que mi ser se arrepienta día a día de existir y odio tener que estar contemplando como te destrozas sin entender quizás el porque de tu infelicidad.

No hay comentarios:

Publicar un comentario